¬° Me han Robado !

Lunes por la tarde, llega usted a casa después de un largo día de trabajo. Abre la puerta y se encuentra el panorama desolador de sus objetos tirados por el suelo. ¡Han entrado en mi casa !

Domingo por la tarde, recién llegada la familia de un largo puente. Y al llegar a casa, nos encontramos con la puerta ligeramente abierta y la sorpresa. ¡Nos han robado!

Esta escena sacada de una película de terror es desgraciadamente muy familiar ya que cientos de personas y familias la experimentan cada día. Los primeros sentimientos son de sorpresa, susto. ¡No me lo puedo creer! Al desconcierto inicial le puede seguir la indignación y la rabia, el cabreo de ver nuestra intimidad violada y nuestras pertenencias tiradas por el suelo. Y finalmente, la desesperación, el disgusto y la desolación. Todos estas reacciones son normales y lógicas, y de ellas hablamos con más detalle en este artículo. 

Pero…¬ŅQu√© hacemos si vivimos esta escena? ¬ŅQu√© tengo que hacer inmediatamente despu√©s de descubrir que han entrado en casa y nos han robado? ¬ŅC√≥mo actuar y qu√© pasos seguir? Vamos a ver Los 10 pasos a seguir despu√©s de un robo.

Qué hacer ante un Robo en Casa. Los 10 pasos a seguir.

1 – NO ENTRAR en casa

Si llegamos a casa y vemos la cerradura forzada, la puerta principal abierta o una ventana rota, es mejor no entrar en casa. Aunque es improbable que los ladrones est√©n a√ļn dentro, es mejor prevenir y no entrar. En Espa√Īa los ladrones no suelen buscar violencia, pero pueden utilizarla si se ven sorprendidos o acorralados, as√≠ que mejor no tentar la suerte, nuestra seguridad personal est√° por encima de todo. Si ya ha entrado en casa y all√≠ descubre el robo, salga de la vivienda SIN TOCAR NADA.

2 – Mantener la CALMA

Es f√°cil decirlo. Mantener la calma cuando vemos nuestra casa patas arriba y nuestras pertenencias por el suelo es muy dif√≠cil. Susto, nervios, miedo, rabia, impotencia, desolaci√≥n…Sentimientos y sensaciones que nos invaden como una ola, y que pueden colapsar nuestra capacidad de actuar racionalmente. Pero como ya no podemos hacer nada para evitar el robo, ahora necesitamos actuar con cabeza de cara a los siguientes pasos. Y pasa eso es necesaria la cabeza fr√≠a y algo de calma y tranquilidad. ¬†

Salga de la casa sin tocar nada, y llame a un vecino de confianza, a un familiar o amigo y cu√©nteles lo que ha pasado. Entonces, con algo m√°s de calma, llame a la polic√≠a. Tenemos que darles la informaci√≥n esencial, y si estamos muy nerviosos no lo vamos a conseguir. Las reacciones ‚Äúen caliente‚ÄĚ que tomemos ante un robo pueden destruir pruebas esenciales para la investigaci√≥n. As√≠ que tratemos de tranquilizarnos, lo peor ya ha pasado.

3 – NO TOCAR NADA

Una de las primeras reacciones ante un robo es tratar de arreglar y limpiar lo tirado, lo roto. Un intento de ‚Äúrecomponer‚ÄĚ nuestro hogar a su estado anterior lo m√°s r√°pidamente posible. Es una reacci√≥n l√≥gica. Pero al hacerlo as√≠ ¬†se pueden destruir pistas o pruebas esenciales para la investigaci√≥n. Los ladrones suelen actuar con guantes o calcetines en las manos para no dejar huellas, pero tambi√©n cometen errores y puede ocurrir que dejen alguna huella. Por eso es mejor no tocar nada antes de que llegue la polic√≠a. Si ve una herramienta o aparato que no le es familiar, NO LO COJA. Podr√≠a ser una herramienta que han usado los ladrones y tener alguna huella. Comun√≠quelo a la polic√≠a sin tocar el objeto. Lo ideal es que es que la polic√≠a encuentre la casa tal y como la dej√≥ el ladr√≥n al escapar. Es la escena de un delito, mejor no toque nada.

La propia Polic√≠a Nacional lo deja bastante claro en sus recomendaciones sobre robo en viviendas: ‚Äú Si ve la puerta de su domicilio abierta o una ventana rota, no entre, llame inmediatamente a la Polic√≠a desde el tel√©fono m√≥vil, desde la casa de un vecino o desde un tel√©fono p√ļblico. No toque nada del interior para evitar destruir pruebas‚ÄĚ.

4 – Hacer un INVENTARIO o LISTA de los OBJETOS ROBADOS

Una vez que la polic√≠a termine su trabajo y le permitan el libre acceso a su casa, usted tiene que examinarla con detalle, para saber que han robado o roto los ladrones. Esa lista ha de ser lo m√°s completa posible, y sirve para dos cosas: la denuncia ante la polic√≠a y la reclamaci√≥n ante el seguro. No deje nada sin revisar, incluso aquellos muebles o cajones que parecen estar en buen estado. Revise bien documentaci√≥n como pasaportes,tarjetas de cr√©dito, escrituras y documentaci√≥n legal, etc. Ahora es muy f√°cil hacer fotos con el tel√©fono o una cam√°ra digital, as√≠ haga fotograf√≠e todos los da√Īos, esas fotos ayudar√°n en la denuncia y la reclamaci√≥n al seguro.

5 РDENUNCIA ante la Policía

Dentro de las 72 horas siguientes al robo, es conveniente formalizar la denuncia ante la polic√≠a. La denuncia oficial es un documento imprescindible que las compa√Ī√≠as aseguradoras le exigir√°n para proceder a valorar los da√Īos. En la denuncia, adem√°s de los datos requeridos, debe hacer constar:

  1. los objetos desaparecidos y su valor aproximado. Descripción lo más detallada posible, incluyendo tickets de compra y fotos si dispone de ellos.
  2. la compa√Ī√≠a de seguros con la que est√° asegurado, si procede.

Si en un primer momento no se han podido aportar todos los datos, documentaci√≥n o alg√ļn detalle de inter√©s puede ampliar la denuncia unos d√≠as m√°s tarde. No olvide recoger la copia de la denuncia para presentarla despu√©s a la compa√Ī√≠a de seguros.

No olvide incluir en la denuncia ante la Policía el robo de documentación oficial como DNI, pasaporte, carnet de conducir, etc. Los ladrones podrían utilizarlos de forma ilegal, es mejor anularlos en la policía.

6 – Dar aviso a la COMPA√Ď√ćA DE SEGUROS

Si tenemos contratado un seguro de hogar con cobertura de robo, llega el momento de utilizarlo, y para eso hay que reclamar, si queremos recuperar el valor de lo robado.

Dependiendo de la compa√Ī√≠a y de su servicio al cliente, se trata de un proceso m√°s o menos largo y c√≥modo. Para ello hemos preparado un art√≠culo detallado.¬†Avise a la compa√Ī√≠a lo antes posible para que cuanto antes un perito acuda a su vivienda a tasar los da√Īos.

7 – Anular TARJETAS, cambiar CONTRASE√ĎAS

Si usted echa en falta alguna tarjeta de cr√©dito o un talonario de cheques, avise al banco para anularlas de forma inmediata. Las tarjetas de cr√©dito son uno de los objetos m√°s ‚Äúqueridos‚ÄĚ por los rateros. As√≠ que aunque las suyas sigan dentro del caj√≥n no se conf√≠e, puede que hayan copiado los datos. Son f√°ciles de sustituir, as√≠ que c√°mbielas.

Si tiene ordenadores en casa sin clave de acceso, puede que hayan accedido y le√≠do informaci√≥n sensible, como contrase√Īas de correo, contrase√Īas del banco o firma electr√≥nica. No se conf√≠e, y como son f√°ciles de cambiar, h√°galo y cambie sus contrase√Īas.¬†

Una vez completadas las medidas urgentes, llega el tiempo de las medidas secundarias, pero igual de importantes. Las dos m√°s importantes: revisar la seguridad de nuestro domicilio y revisar el seguro de hogar. Ambas medidas nos proteger√°n ante futuros robos.

8 – Revisar MEDIDAS DE SEGURIDAD

Si unos chorizos han entrado en casa y se han hecho con un buen botín, podrían volver a intentarlo. No subestime su avaricia, los ladrones son como moscas atraídas por la miel.

Para evitar un nuevo robo, tendr√° usted que cambiar sus medidas de seguridad. Para eso hay que analizar muy bien c√≥mo han entrado en su casa. Y en funci√≥n de ese an√°lisis y de su capacidad econ√≥mica, poner en marcha nuevas medidas ajustadas a su presupuesto. Y otras medidas que no dependen del dinero, como puede ser el trasladar a otro lugar m√°s seguro sus objetos m√°s valiosos o queridos. Consejos y recomendaciones que detallamos aqu√≠ en profundidad. La seguridad completa es imposible, pero si lo intentan de nuevo hay que pon√©rselo m√°s dif√≠cil, y tratar de minimizar los posibles da√Īos. ¬†

9 – Revisar el SEGURO DEL HOGAR

Si nuestro seguro de hogar ha cubierto sin problemas el robo sufrido y estamos satisfechos, no hay razón para cambiarlo. Podemos ampliar la cobertura y la garantía para cubrir más valor.

Pero si no hemos quedado satisfechos, busquemos otra compa√Ī√≠a que nos ofrezca una mayor cobertura y calidad de atenci√≥n al cliente. Entre tantas compa√Ī√≠as y seguros de hogar hay que encontrar la que mejor se adapte a nuestras necesidades y presupuesto. En otra¬†secci√≥n hablamos sobre seguros de hogar y coberturas antirobo.

10 – SUPERAR el GOLPE

Un robo es siempre un mazazo a nuestra confianza y seguridad. Como explicamos anteriormente, un asalto al domicilio puede provocarnos sentimientos de inseguridad, temor, angustia…y afectar as√≠ a nuestra vida personal. No debemos dejarnos vencer por esos sentimientos. Debemos ver un robo como un accidente. Y aunque nos haya producido graves p√©rdidas econ√≥micas, nuestra salud no ha sufrido da√Īos. Hay que recuperarse del golpe y no vivir con miedo. Debemos aprender qu√© tenemos que cambiar para evitar otro asalto y tomar medidas para minimizar los da√Īos. ¬°Debemos sobreponernos y disfrutar de la vida..!